Esta semana comenzamos con el movimiento de suelo y zanjeo para la posterior colocación de la cañería que suministrará el servicio de agua corriente a la zona del Alto de Nono.

Esta parte de la obra estaba prevista para comienzos de 2020, pero la emergencia sanitaria atrasó los planes. Ahora, con mano de obra local y un gran esfuerzo económico, el municipio retomará la obra que beneficiará a cerca de 200 familias de El Alto. Se harán 7500 metros lineales de cañería.

Tiempo atrás se había construido ya la toma subálvea, pozo de bombeo, tablero de mando, y conexiones domiciliarias de 32 familias de Paso de las Tropas, por lo que se estima que en pocos meses toda la zona tenga conexión al agua de red.

Asimismo, informamos a los vecinos que no habrá corte de calle, pero de todos modos pedimos circular con precaución por la zona, ya que durante el tiempo que dure la obra, habrá zanjas abiertas, maquinaria y operarios trabajando.